jueves, 1 de diciembre de 2016

1038.- CUCUTA, CIUDAD DE LOS ARBOLES



cucutaciudadelosarboles.wordpress.com   (UNIMINUTO)










En nuestra ciudad el sol es también un árbol, y a su sombra descansamos

El viernes 2 de Septiembre de 2016, la Corporación Universitaria Minuto de Dios, Centro Regional Cúcuta, con el escritor y fotógrafo norte santandereano  Juan Carvajal Franklin quien ha publicado en diferentes trabajos  la diversidad de pájaros y árboles que existen en la ciudad, realizaron el lanzamiento de la campaña Cúcuta Ciudad de los Árboles, en la 12va Fiesta del Libro de Cúcuta "Literatura Viva y Diversa", organizada por la biblioteca Julio Pérez Ferrero.

Una de las estrategias de la campaña es promover el conocimiento, cuidado y protección de la población arbórea de la ciudad que según expertos botánicos, cuenta con 71 especies de árboles entre nativos e introducidos desde el exterior, de igual manera propende por generar espacios que nos permitan reconocer y proteger nuestro entorno ambiental.

Desde UNIMINUTO se ha propuesto para la ciudad una iniciativa  de reconocimiento y proyección de una ciudad que retome y re-conozca sus raíces, destacando el conocimiento y  protección del medio ambiente, específicamente de la población arbórea desde la perspectiva cultural y de identidad regional, reafirmando que cada uno de los árboles presentes en la ciudad, es un ecosistema que alberga diferentes formas de vida.

Los árboles hacen parte de nuestra identidad, en los cuales se reflejan la diversidad de culturas, razas, creencias, religiones y costumbres, no es el simple hecho de hacer uso del territorio, es establecer con nuestra ciudad una relación de vivencias, un patrimonio cultural que nos permitan enraizarnos y convertirnos en actores de transformación para el desarrollo de ciudad, a través de ciudadanos conscientes de su entorno ambiental.

Conectarnos con la naturaleza y con la ciudad es la iniciativa de UNIMINUTO para generar reflexiones alrededor de nuestro componente cultural  que nos identifica como una de las ciudades más arborizadas de Colombia, es una invitación para que alrededor de esta reflexión podamos responder a las preguntas:

¿Que arboles deberíamos sembrar en Cúcuta? ¿Qué otras especies se favorecen con la siembra de estos árboles? y otros estudios que nos permitan avanzar para ser una de las ciudades emblemáticas a nivel nacional sobre el tema.

Patio interior, Casa “La Bagatela” , Palma abanico


Pritchardia robusta (Washingtonia robusta)

El nombre Pritchardia robusta, corresponde a una clasificación de 1934, y el nombre Washingtonia robusta, de 1883. Solitaria, esbelta y delgada, de hasta 25 metros de altura y entre 20 y 40 cms de diámetro. Palma abanico, por su origen también llamada, California. Calle 8 n° 1-07/17, esquina, casco histórico de la Villa del Rosario de Cúcuta.

Quinta Cogollo y Joven Palma abanico


Palma abanico Pritchardia robusta (Washingtonia robusta)

«Cúcuta, la de las palmeras y los atardeceres caribes, puerto seco con vocación de mar.» Los días de la infancia, Gonzalo Canal Ramirez (1916-1994). Casi exclusiva de los países tropicales, la familia de las palmas comprende más de mil especies de espléndida belleza y fácil identificación. América tropical posee más de 300 especies, consideradas las plantas más útiles de la región: The Botanical Review Palm project América del Sur Universidad Autónoma Madrid

Fundación Barco entre Palmeras


Palmera real, Roystonea regia

Nunca los trate con desprecio como si sólo fueran mobiliario urbano. Sea inflexible con la conducta laxa y descortés contra los árboles de la ciudad (Francis Hallé Importancia del árbol en el desarrollo humano). Jardines de la Fundación Barco, Avenida Gran Colombia, junto al Club Cazadores.


Clínica infantil entre Palmeras reales


Roystonea regia


Planee para cada árbol plantado un volumen suficiente para su copa y sus raíces cuando éste se convierta en un adulto: Esto hace de las podas una actividad inútil. Un árbol sin podar no es un árbol peligroso. Evite podar las ramas o las raíces de un árbol, a menos de estar en la obligación absoluta. Es feo y peligroso. (Mandamientos de los Árboles, de Francis Hallé). Biblioteca Pública Julio Pérez Ferrero, Antiguo Hospital San Juan de Dios. Calles 12 y 13 entre Avenidas 1ª y 2ª.

UNIMINUTO (Quinta de don Felice Torre). Árboles del Jardín: Yarumo y Mirto. Avenida 5ª Calle 15 esquina.

 

Mirto Murraya exótica

 


Yarumo, Cecropia sp.

Kiosco para retretas entre Mangos


Mango: Manguifera indica

En los años sesentas existió entre nuestros quinceañeros una carrera a pie —y mano— enjuto, por el mayor número de vueltas al Parque Colón (Parque de la Victoria), encaramados en las ramas de los árboles sin tocar el suelo. Hoy nos vasta con cuidar y conservar este maravilloso bien natural y cultural. Calles 12 y 13 entre Avenidas 2º y 3º.

Torre del Reloj entre Matarratones


Matarratón: Gliricidia Sepium

Nuestra ciudad posee una muy conveniente tradición de cuidado a los árboles: Cúcuta Verde y Exuberante, UFPS, 1998; y Flora Urbana de Cúcuta, UFPS, 2000, de Evaristo A. Carvajal V. (el segundo en colaboración con J. Chacón), son libros para tener en casa como se tiene la biblia y el directorio telefónico. Estos trabajos proponen un tratamiento diferente y novedoso para las especies vegetales nativas e introducidas de la zona urbana de la ciudad de San José de Cúcuta, y quieren fomentar su conocimiento y ser un estímulo para que los ciudadanos los aprecien aún más. Torre del Reloj, actual Casa de la Cultura, antiguo edificio de la Sociedad Anónima Eléctricas del Norte. Calle 13 entre Avenidas 3ª y 4ª

Cúpula Chata entre Oitíes


Oití Licania tomentosa

El paisaje de nuestra ciudad está ligado a su patrimonio arbóreo y no puede definirse sin hacer referencia a él. Ya en 1851, a su paso por San José de Cúcuta, el primer rector de la Universidad Nacional, Manuel Ancizar, en su libro de viaje, Peregrinación de Alpha, alaba el buen juicio de los nuestros de conservar frondosos cujíes y mamones gigantescos «cuyo benéfico ramaje resguarda las casas del ímpetu del viento, mitiga los ardores del sol e impide la reverberación del suelo, que sin aquella sombra estaría convertido en arenal insufrible». Palacio de la Gobernación, Avenida 5ª Calles 13 y 14.

Sombra de Neem (Nim) y Oití en el Teatro Zulima


Neem (Nim) Azadirachta indica
  
Originario de la India (como el Mango, Manguifera indica), se ha usado milenariamente en medicina ayurbeda. Creciente importancia del Neem en la agricultura, la medicina y el medio ambiente. Teatro Zulima, Avenida 5ª entre Calles 9ª y 10ª.


Poda de Neem (Nim)  en avenida 4ª con calle 15



Neem (Nim) Azadirachta indica
La poda siempre provoca un daño al árbol. Se debe podar lo menos posible y por motivos necesarios. Los troncos podridos son vitales para los pájaros carpinteros. El número de hojas debe ser alto para que pueda realizarse la fotosíntesis. Una regla general es: nunca remover más de ¼ de la copa del árbol, Poda de arbolado público. Avenida 4ª con calle 15.


Guayacán rosado en Quinta Teresa

 


Guayacán rosado (Urapo)  Tabebula rosea

Nos referimos al árbol del centro de la fotografía, en el jardín de palmeras de la Quinta Teresa (Avenida 4ª con calle 15, esquina noroccidental de la manzana correspondiente al Colegio Sagrado Corazón. El jardín posee varias especies de palmera —Roystonea regiaPritchardia robusta—, junto a Oitíes —Licania tomentosa—, Mangos —Manguifera indica—, un Chiminango —Pithecellobium dulce— y un cedro —Cedrela odorata— (en el costado que da al patio del Colegio), un Mamón —Melicoccus bijugatus— entre Oitíes (en la acera de la avenida 4ª),  e incluso un Guanábano —Annona muricata— por la calle 15, entre más. Los veremos con detalle y floración en próximas publicaciones.

Guayacán rosado, en Boconó

 


Guayacán rosado (Urapo) Tabebula rosea

Antes de seguir adelante con los árboles en la ciudad, vayamos por el antiguo camino a San Antonio, en Boconó, para ver los Guayacanes florecidos.


Ceiba Pentandra, Ala de Locos Antiguo Hospital san Juan De Dios, Calle 13 con Avenida 1ª

 


Ceiba pentandra
La Ceiba pentandra es en sí misma un cosmos: Insectos, aves melíferas, murciélagos (sus polinizadores), nido de aves rapaces y loros, sus hendiduras se pueblan de bromelias, helechos y orquídeas, en su copa toman sol iguanas y otros reptiles. Puede alcanzar los 30 metros y más de altura. La ceiba que ves está fotografiada a más de un metro de sus enormes raíces. Calle 13 con Avenida 1ª, esquina





Recopilado por: Gastón Bermúdez V.

No hay comentarios:

Publicar un comentario