PORTAL CRONICAS DE CUCUTA: Estandarte cultural de historias, recuerdos y añoranzas cucuteñas…

PORTAL CRONICAS DE CUCUTA: Estandarte cultural de historias, recuerdos y añoranzas cucuteñas…

Terremotero -Reconocimiento, enero 2018-

Apasionantes laberintos con inspiraciones intentan hallar rutas y permiten ubicarnos en medio de inagotables cascadas, son fuentes formadas por sudores de ancestros. Seguimos las huellas, buscamos encontrar cimientos para enarbolar desprevenidos reconocimientos en los tiempos. Siempre el ayer aparece incrustado en profundos sentimientos.

Corría finales del año 2008, Gastón Bermúdez sin advertir y sin proponerlo, inicia por designios del destino la creación del portal CRONICAS DE CUCUTA. Parecen haberse alineado inspiraciones surgidas por nostalgias. Gran cúmulo de vivencias, anécdotas, costumbres y añoranzas, fueron plasmadas en lecturas distintas.

Ya jubilado de la industria petrolera venezolana, recibió mensaje que expresaba una reunión de amigos en Cúcuta. Tenía más de cuatro décadas ya establecido de forma permanente, primero en la ciudad del puente sobre el Lago y después en la cuna del Libertador. Viajó ilusionado, acudió puntual a la cita desde Caracas. Encontró un grupo contemporáneo, conformado por amigos ex-jugadores de baloncesto y ex-alumnos del Colegio Sagrado Corazón de Jesús.

La tierra cucuteña levantada desde primeras raíces plantadas, siempre acompañó todos los hijos ausentes. Cuando encontramos distantes los afectos, creemos separarnos de recuerdos. Nos llevamos al hombro baúles de abuelos, cargamos con amigos del ayer, empacamos en maleta la infancia y juventud. Muchas veces una fotografía antigua, atrapa y confirma que nunca pudimos alzar vuelo.

Entonces por aquellos días apareció publicado ´La ciudad de antaño´, parido desde generosa pluma con sentido de identidad comprometida, fue el mártir periodista Eustorgio Colmenares Baptista dejando plasmados recuerdos de finales de los 50 y años 60. Sin querer, esas letras fueron presentación inaugural de CRONICAS DE CUCUTA. Los Inolvidables sentires viajaron al modesto grupo de amigos y abrieron compuertas para afianzar arraigos de infancia. Don Eustorgio culmina la crónica con frases retumbando las memorias: “Había muchos menos avances tecnológicos a disposición de la comunidad, pero vivíamos como si nada nos faltara. Nos bastaba con vivir en Cúcuta”.

Sentires intactos, ahora plasman recuerdos en calles transitadas por niños que fuimos. Nuevamente los arraigos hacen despejar las avenidas a los rieles del antiguo ferrocarril. Nos bastaba con vivir en Cúcuta. Asoman madrugadas entre indetenibles remembranzas y añoranzas.

Sin planificar nada, Gastón compartía vía internet las crónicas del Diario La Opinión aparecidas cada ocho días en lecturas dominicales. Sin saber, creció el portal CRONICAS DE CUCUTA. Cada acontecimiento recopilado se convertía en homenaje In Memoriam para hombres y mujeres que dejaron muy alto el Valle de Guasimales. Igualmente, exalta la dignidad con reconocimiento a grandes glorias del ámbito artístico, cívico, periodístico, religioso, deportivo, cultural, social y político.

Oficialmente se convierte en PORTAL WEB el 7 de octubre 2010. En forma admirable acumula ya 1.329 recopilaciones tipo crónicas, casi todas extractadas de periódicos y publicaciones locales, libros populares, escritos nacidos de historiadores, periodistas, inéditos autores y muchos escritores del Norte de Santander. El portal permite hallar el original ADN ancestral y ubica el sentido innato de pertenencia cucuteña. Llegó un día a la vida de todos los internautas, igual como aparecen las buenas nuevas, sin avisar, sigilosamente introduciéndose en las cortezas que somos y las venas que siempre fuimos. Su creador, nunca imaginó un buscador que tocara el alma y menos tallar imborrables despertares en ávidos ojos de lectura.

Aparece ahora como paso determinante para navegar en referencias de Cúcuta. Asegura a nuevas generaciones herramientas para afianzar valores jamás perdidos. La perspectiva futura para ámbitos históricos, culturales, sociales y deportivos, harán necesario considerar el Portal como insigne buscador de consulta e informativo. Importante archivo tecnológico para infantes en colegios y escuelas. Podrá acceder directamente cualquiera a profundos arraigos allí recopilados. Casi imperativo considerarlo como salvaguarda del sentido de identidad y pertenencia.

CRONICAS DE CUCUTA se convirtió en sugestivo repaso de acontecer histórico, recopilado en 19 capítulos o clasificaciones. Portal libre, siempre abierto a todo aquel deseoso por descubrir datos históricos, biografías, nombres de grandes personajes, fechas emblemáticas, sucesos de vida social, cultural, deportiva, religiosa, artística y política. Formidable vía adentrándose en acontecimientos del siglo XVIII hasta nuestros días. Todo expedicionario oriundo se encontrará representado en cada letra, apellido, dato, foto y fecha. Todos volverán a observar las luces de la gran ciudad en medio de rutas por hallar orígenes.

CRONICAS DE CUCUTA no debe tener como destino el olvido, deberá asegurar a nietos de nuestros nietos, inquebrantables lazos surgidos de nostalgias, recuerdos y añoranzas. CRONICAS DE CUCUTA es herramienta tecnológica para demarcar el hilo conductor entre hoy y ayer. Parece luz encontrada en días oscuros, nos abre el entendimiento. Pulsar la tecla nos lleva a destinos con encuentros pasados. Valiosa información contenida en páginas adornadas con sentimientos profundos.

CRONICAS DE CUCUTA garantiza el resurgir de valores originarios que parecían adormecidos por culpa del avasallante mundo moderno. CRONICAS DE CUCUTA llegó para quedarse, igual que mares inundados por recuerdos. CRONICAS DE CUCUTA confirmó la premisa donde las nostalgias se convierten en vehículos para transportar la historia. Una enciclopedia virtual presentada por nuestras gentes con sencillo lenguaje.

Anclados quedarán por siempre nuestros sentires, intactos los arraigos, despiertas las añoranzas y vivas las costumbres intactas. Ahora aseguramos el reguardo de raíces que retoñan desde cenizas del ayer. Dios jamás declaró desértico el Valle Arcilloso, siempre fue bendecido, tampoco declarado deshabitado para la vida del hombre.

Fueron creciendo raíces en medio de cenizas y milagrosamente reverdecieron los gigantescos árboles frondosos. CRONICAS DE CUCUTA reafirma lo que somos. Seguiremos siendo aquello que siempre fuimos, nada cambió, solo algunos pañetes y varios techos distintos.

Todo estará por volver, todo por crecer y todo por llegar. Nunca estaremos solos. Cada generación hará brotar nostalgias por siempre convertidas en historias llenas de arraigos.

Nos bastaba con vivir en Cúcuta…

jueves, 20 de agosto de 2015

796.- LAS BELLAS DE 1953



Gerardo Raynaud

Por la época de los años de mitad de siglo 20, era frecuente que la prensa le dedicase algunas de sus secciones a ensalzar la belleza femenina y a mostrar sus virtudes y cualidades.

También se lanzaban ediciones extraordinarias con ocasión de festividades tradicionales, como lo eran las fiestas patrias y las navidades o los días finales de año y en ellas, siempre había alusiones a las mujeres, que por cualquier motivo merecían  alguna mención por triviales que fueran.

Por esta razón, en algunas de las ediciones extraordinarias que se lanzaban por aquellos años, me pareció propicio traer a colación las menciones que presentaban sobre los especímenes del bello género.

Consuelo Garbiras 

En esta ocasión, empezaremos recordando a la hermosa capitana honoraria de las fuerzas de policía femenina, institución que por aquella época había decidido fundar la Policía Nacional para acercar lazos con la población y especialmente con la femenina que ya empezaba a hacerse sentir, entre otras, por la presencia de la hija del presidente del momento, doña María Eugenia Rojas de Moreno Díaz, quien era uno de los motores de avanzada del primer mandatario y a quien la gente le tenía un especial aprecio. Se trataba de Consuelo Garbiras Fernández, quien prestaba sus servicios en el departamento de contabilidad de la Colombian Petroleum Company.

Dicen las crónicas que a sus escasos veinte años recién cumplidos, era luz y encanto de los salones sociales y aunque en ese momento no se hablada de medidas de reina, sí se sabía que era una esbelta trigueña de un metro con sesenta y ocho centímetros de estatura y que era una habitual practicante deportiva de tenis y natación, así como una asidua espectadora de los encuentros de futbol y baloncesto.

En este año, fue una de las madrinas del equipo de baloncesto del Norte en el Campeonato Nacional acompañada de Chela Cárdenas y Ana Josefa Guerrero.

Sus gustos musicales la identifican con los boleros y en el baile prefiere las guarachas, cineasta en grado sumo, es en definitiva “sonrisa y primavera” para el deleite de cuantos la ven y la aprecian.

Cristina Ana Ramírez

Ese año, las crónicas incluían a la hermosa Cristina Ana Ramírez, de quien decían que ‘los pinceles y el verso trazan ágiles líneas sobre su mirar infinitamente perdido.’  Era alta, elegante, de porte airoso y distinción innata que, además de ‘su exótico tipo de belleza, son cualidades que lleva con orgullo cual escudo de gloria.’ 

De trato suave, era atenta y eficaz en su trabajo en la ventanilla de recibo del Banco Popular, situado en esos años frente a donde se construyó, en la avenida quinta, el Teatro Zulima.

En varias ocasiones fue tentada por los organizadores del reinado departamental para ceñir la corona para representarnos en Cartagena pero siempre declinó el honor.

Su gusto por la buena música y por la lectura, le brindaban la tranquilidad que prefería y por ello, se la identificaba como la ‘expresión exacta de la mujer nortesantandereana’.

Ivonne Henslee Santerre

Sigue en nuestra lista, una mujer venida de lejanas tierras, llegada como sucede en muchos casos, acompañada del amor de su vida.

Aunque de muy grata recordación, su estancia en la ciudad fue relativamente corta, sin embargo, su simpatía y cordialidad generó entre sus amistades un verdadero cariño, haciéndola sentir como en su propia tierra, se trata de la mexicana Ivonne  Henslee Santerre.

Estudiaba Lenguas Modernas, Literatura y Filología en la Universidad de Houston en Estados Unidos, cuando se conoció con un joven nortesantandereano, Enrique Moncada Lizarazú, que allí mismo obtuvo su diploma que lo acreditaba como Experto en Artes.

Luego de un breve noviazgo se casaron en Cuernavaca, sitio de residencia de los padres de la novia.

De regreso a Colombia, Enrique fue nombrado Secretario de Obras Públicas del municipio y la pareja se integró a su nueva vida social donde Ivonne fue acogida como un miembro más de la sociedad cucuteña.

Nena Ramírez

De nuestra siguiente beldad decían ‘ahí va una cucuteña cascabel de gracia y rumor de río’ para exaltar las gracias de la Nena Ramírez Soto, cuyo atributo más característico era su blonda cabellera que según cantaban los bardos ‘se había quedado prendida al atardecer del Pamplonita con sus tonalidades de fuego y oro’.

Dedicada a la música, se había desplazado a la capital de la república a estudiar piano y solo venía esporádicamente a la ciudad a visitar a sus familiares.

Su prolongada ausencia era comentada en la reuniones sociales de jóvenes, quienes guardaban la secreta esperanza de volver a verla en el futuro próximo.

Yolanda Carinaldi

En los círculos sociales de ese año, se comentaba todavía el acontecimiento que constituyó el matrimonio de la hermosa Yolanda Corinaldi con el joven banquero Efraím Vásquez ocurrido en el mes de septiembre.

La novia se destacó en la ceremonia al exhibir su traje recamado en perlas y su corona de reina que lucía con naturalidad y elegancia.

Para el grupo de los jóvenes, era una pérdida que sufrían, pero entendían su felicidad y por ello le desearon los mejores cumplidos en la nueva etapa de su vida que acababa de iniciar.

Para Yolanda, su viaje de bodas configuró además, un motivo de estudio que se materializó en un simpático e interesante documento que entregó a sus familiares con el título de “Yo vi a Europa”, un resumen de lo que quedó grabado en sus ojos y en su recuerdo.

Terminado el periplo nupcial, la pareja se estableció en Cúcuta, donde las manifestaciones de saludos y simpatía han sido innumerables.

Chela Cárdenas y Graciela Ramírez Maldonado

Y para terminar con la crónica de hoy, presentaremos a dos lindas chicas, plenas de juventud, de gracia y de armonía, Chela Cárdenas y Graciela Ramírez Maldonado quienes forman un precioso conjunto dentro de la sociedad local.

Chela por su lado, deportista practicante de la natación y el tenis, realizó estudios superiores pero su espíritu siempre dispuesto a la alegría, ha hecho que se dedique a la animación, donde su estampa y simpatía son motivo de euforia y entusiasmo.

Para Graciela, que se destaca por su inteligencia y suaves maneras, dedica sus mejores esfuerzos a colaborar en las oficinas del Banco Popular, donde en compañía de Cristina Ana Ramírez son las representantes del bello sexo, en donde ambas regalan luz, colorido y deliciosa expresión a quienes solicitan sus servicios bancarios.




Recopilado por: Gastón Bermúdez V.

No hay comentarios:

Publicar un comentario